Domingo 26 de Junio de 2022

Hoy es Domingo 26 de Junio de 2022 y son las 17:54 - Una manera distinta de informar, con otro enfoque

  • 9.9º

9.9°

EL CLIMA EN Buenos Aires

EL RECOPILADOR

23 de junio de 2022

Párrafos de la historia de la televisión argentina.

1951 Primer modelo de cámara de estudio que se usó en el antiguo Canal 7 y participó en las primeras transmisiones en vivo.

Por: Francisco Álvarez (El Recopilador)

Historias cercanas.
Halladas a la vuelta de una esquina.

 

“LA TELEVISION DEL 60 AL 75 SE ACABÓ”: Así opina otro de los “históricos” Manuel Vicente, que califica la TV actual como “negocio nefasto”.

-Manuel Vicente era asistente de dirección teatral cuando fue convocado a mediados de 1960 por el grupo de empresarios cubanos, que bajo el liderazgo de Goar Mestre estaba gestando Canal 13.

   “Canal 13 comenzó a transmitir el 13 de octubre de 1960 y yo comencé a trabajar tres meses antes. Goar Mestre no quería tomar gente del viejo Canal 7. Yo trabajé un año como asistente y luego fui director”. Miranda, Pallid y Vaillant eran algunos de los hombres que, junto a Goar Mestre y el argentino Oscar Luis Massa, armaron la primera programación de la emisora.

  “Roberto Miranda –agrega Vicente- fue el director del show inaugural de Canal 13, donde actuó Tony Bennett. También estaba detrás de las cámaras del “Casino Philips”.

   En Canal 13 no había noticiero, y Manuel Vicente comenzó dirigiendo con viejos periodistas gráficos Los Diarios Dicen, donde los cronistas comentaban, diario en mano, las noticias. De allí en más, comenzó a realizar comedias ya legendarias como Dr. Cándido Pérez, Señoras, con Juán Carlos Thorry, Julia Sandoval y la simpática mucama Teresa Blasco. Con libretos de Abel Santa Cruz, se constituyó durante seis años en uno de los mayores éxitos de la TV: “Dirigí también Yo soy Porteño, escrito por Gius  –recuerda Vicente-  con un elenco de jóvenes figuras: Marilina Ross, Beto Gianola, Selva Alemán y David Tonelli”.

   De Escala Musical, otros de los ciclos que tuvo a su cargo Manuel Vicente, surgieron Sandro y los de Fuego, Lito Nebbia, y los Gatos Salvajes, Claudia (que aún no era de la familia Mores), el santiagueño Leo Dan.

   “Oscar Luis Massa,  -rememora Vicente-,  fue el que se animó a traer a la TV a Pepitito Marrone, que triunfaba en el teatro de revistas y yo hice con él, “Los trabajos de Marrone”.- Para Vicente, la organización Goar Mestre superó notablemente a la implantada hasta esos momentos por la Televisión Estatal, y la programación que armó Massa fue insuperable, incluso a través del tiempo, considerándose aquellos como los mejores años de nuestra TV.

   Bajo la tutela de Vicente estuvieron varias creaciones de Hugo Móser: La Familia Falcón (Quartucci, Elina Colomer, Emilio Comte, Fernández de Rosa, José Luis Mazza, y muchos otros).  [ Mazza era aquí el  benjamín de la familia,  el mismo que representó el año pasado a Pedro Grande en “Campeones de la vida”].  Mis Hijos y Yo (Ubaldo Martínez Carmen Vallejos, los mellizos Dúo, Marta González), y Los Hijos de López (Tincho Zabala, Orlando Marconi, Brizuela Méndez, S. Maris Lanzani). En el rubro de telenovelas concretó muchísimas producciones de Colgate-Palmolive, especialmente las escritas por Alberto Migré en la década del 60, y protagonizadas por dos duplas renombradas: Fernando Siro-Eva Dongé y Beatriz Taibo-Atilio Marinelli. “Eran tiras de media hora diaria que también duraron muchos años. Una de ellas, “0597 No Contesta” llegó a tener 60 puntos de rating a las dos de la tarde.

   También fue el director de La Tuerca, donde Héctor Maselli reunió un elenco de primeras actrices y actores cómicos y a los entonces incipientes libretistas Mesa, Basurto, Garaycochea y Viale.   En Canal 9 fue el primer director de Grandes Valores del Tango, animado por Juan Carlos Thorry y producido por Martha Reguera. Concretó la versión televisiva en capítulos de El Conventillo de la Paloma (Diana Maggi, Tito Lusiardo, Inés Moreno).

   En Canal 11 continuó con Escala Musical. Luego en Canal 7 (aún en la calle Viamonte, antes de pasar a ser ATC e iniciar la televisión en color el 1º de mayo de 1980).

Vicente menciona con admiración, haber hecho el drama en unitarios con libro de Juan Carlos Gené titulado “Mujer”, creado en base a temas propuestos por los televidentes a través de sus cartas. La protagonista era Teresa Blasco y los galanes eran rotativos. Pero sería en ATC donde pon-dría en escena ficciones excelentes como La Señora Ordoñez (Luisina Brando, Arturo Bonín), Como la Vida Misma (Héctor Alterio), y Luces y Sombras (Laplace, China Zorrilla, Thelma Biral, Luppi, Solá).

   Yo hice más de 30 telenovelas –afirma Vicente- pero para mí la mejor fue La Señora Ordóñez, con libretos de Celia Alcántara sobre la novela de Martha Lynch. La historia transcurría en dos épocas, una de ellas la mostrábamos en color sepia. La gerente artística de ATC era María Herminia Avellaneda, que se dio el gusto de hacer esa novela.  

   Vicente tiene mil anécdotas. A su memoria viene el invento propio llamado “trípode enano” para poder grabar dentro de la fosa de mecánico del taller de Los Hijos de López. Pero una de sus metidas de pata cómicas la tuvo cuando llegó al país por primera vez Pepe Biondi. Vicente tuvo que grabar las promociones donde el cómico hacía su muy ingenuo humor. “Al lado mío había un tipo  –cuenta Vicente-  con pinta de argentino, y yo me animé a decirle: “Y este viejo viene con estas boludeces??” Resulta que el tipo ése era Pepe Díaz Lastra, yerno de Biondi”. 

          “Historia de la televisión argentina, contada por sus propios protagonistas”, Luís Buero.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!