Viernes 19 de Julio de 2024

Hoy es Viernes 19 de Julio de 2024 y son las 15:04 - Una manera distinta de informar, con otro enfoque

  • 14.3º

14.3°

EL CLIMA EN Buenos Aires

EL RECOPILADOR

7 de septiembre de 2023

La Candelaria nació cayendo ya la oración.

Eduardo Falú y Jaime Dávalos, dos grandes salteños que nos supieron dejar su música y su poesía.

Por: Francisco Álvarez (El Recopilador)

Historias cercanas.
Halladas a la vuelta de una esquina.

“La ‘Zamba de la Candelaria’ se escribe en la finca de “La Candelaria” de 'Poncho' Marrupe, amigo de Eduardo Falú, Jaime Dávalos y todos los grandes escritores y cantores. Su apodo de ‘Poncho’ se debe a su fama, de que quien necesitaba algo acudía él, dado que era “el poncho de los pobres”.

Gustavo Adolfo Marrupe nació en Salta, siendo un hombre muy creyente, tanto así que en su casa sigue estando el oratorio de la virgen de La Candelaria, a quien se le dedicó la famosa zamba. Su casa estaba ubicada a 9 kilómetros de la capital salteña, siendo el lugar de encuentro de folcloristas que permanecían días cantando y componiendo.

En 1950, en una de esas cacharpayas, de esas despedidas tradicionales, nació la música de esta zamba. Sin saberlo, con ella Poncho Marrupe, Eduardo y Jaime se despedían de la edad de oro de la sangre, cuando el canto es un hacer comunitario en el que, sin prevenciones inhibitorias, se unen los hombres a través de siglos de intemperie y olvido."

Don Jaime Dávalos contaba que, “Sobre un papel de estraza borroneé los primeros versos de la letra de aquella canción, en que también nosotros nos construíamos con los ojos mojados de llanto y cantando, hasta que guitarras, voces, brindis, apretones de manos, abrazos y besos..., la embriaguez ancestral de la fraternidad, demolieran los tímpanos.
En lo de Poncho solíamos pasarnos días de convivencia, amistad, música y poesía, acompañado de generosa comida y generosos vinos, resultando de ello innumerables canciones de las cuales en no mucho tiempo la radio, los discos y la gente de pueblo convirtiesen en grades éxitos.
A Poncho, además de su actividad ganadera, le gustaba mucho rodearse y cultivarse del mundo popular artístico. Su culto a la amistad y a la hospitalidad, le llevó a recibir en su finca “La candelaria”, un apreciable caudal de los más notables músicos y poetas, al igual que a ignotos cantores que mostraban sus primeras artes.

En aquel cálido clima de fraternidad humana, de la poesía uno de sus destacados habitués, de la pluma y la voz, -de Jaime Dávalos-… “Nació esta zamba en la tarde… y de la música de Eduardo Falú…”

 

Primera

Nació esta zamba en la tarde
Cerrando ya la oración
Cuando la luna lloraba
Astillas de plata, la muerte del sol
Cuando la luna lloraba
Astillas de plata, la muerte del sol

En lo de Poncho Marrupe
Dele tomar y obligar
Se no' va alegrando el vino
Cantando la zamba la Candelaria
Se no' va alegrando el vino
Cantando la zamba la Candelaria

Cuando madure la noche
Zumo de mi soledad
Se ha de alegrar el camino
Zambita nochera, la Candelaria (¡vuelta!)
Se ha de alegrar el camino
Zambita nochera, la Candelaria
 

Segunda / Adentro

Que se duerma la guitarra
Hueca de voces que van
Sacando a flor de la tierra
Canciones de amigos que no volverán
Sacando a flor de la tierra
Canciones de amigos que no volverán

Zamba de la Candelaria
Que cuando amanezca irás
Rejuntando estrellas altas
Los ojos que me hacen a mí trasnochar
Rejuntando estrellas altas
Los ojos que me hacen a mí trasnochar

Cuando madure la noche
Zumo de mi soledad
Se ha de alegrar el camino
Zambita nochera, la Candelaria (¡vuelta!)
Se ha de alegrar el camino
Zambita nochera, la Candelaria.

Compositores: Eduardo Falu / Jaime Davalos

 

 

--Fuentes:
https://argentino-folklore.blogspot.com/2013/06/asi-nacio-zamba-de-la-candelaria.html
Imagen de internet, créditos a quien corresponda.

COMPARTIR:

Comentarios